Después del eclipse

Después del eclipse

Esta obra está inspirada en un hecho suscitado en Yucatán el 11 de Diciembre de 2010.

No recreamos la situación ocurrida, sino el fanatismo que lleva a los involucrados a obedecer ciegamente las palabras de un charlatán, de esos que tanto abundan y encuentran presa fácil en la gente que cree en ellos.

Yucatán es un estado pleno de misticismo, sin duda existe la magia curadora y la esencia de nuestros ancestros que nos heredaron un diálogo constante con los dioses. Pero también hay en este estado una violencia de la que nadie habla, un rostro de nuestra cultura que es incómodo mostrar y que subyace en las estadísticas nacionales: somos el estado más pacífico del país, pero ocupamos un honroso primer lugar en suicidio, tercer lugar en violencia intrafamiliar y primer lugar en intoxicación por alcohol.
No buscamos un teatro de denuncia ni estadística panfletaria, pero sí creemos en ese espejo finito del teatro para reflejar lo que la cultura esconde y asoma en escasos segundos; vitales para el arte.

La puesta en escena toma los símbolos de la cultura Maya: jícaras, agua, la piedra de Zamná y el Saas Tun y busca compartir con el público el sincretismo del pueblo Maya y el culto católico.

La puesta en escena usa elementos del cotidiano en esta cultura y recrea tres importantes rituales:
La ceremonia del Balché, el sacrificio de un guerrero y la princesa Maya que es arrojada al cenote para agradar a los dioses.

Sabemos que los antiguos Mayas de Yucatán han desaparecido, por eso hablamos de los Mayas de hoy, que convierten los ritos en hechos implícitos a la cotidianeidad de su vida. Nuestras licencias poéticas ejercen a favor de des sacralizar los ritos y mezclarlos con los elementos vitales de nuestros tiempos.

En la búsqueda actoral, jugamos roles: actor, persona, personaje. Esto nos permite establecer los tiempos mágicos; los de antes, los de hoy para que el espectador sea parte de esta historia.

Teatro la capilla:

PRÓXIMA PRESENTACIÓN:

julio 28
19:00 hrs.

Teatro La Capilla

Leer guión

¿Te gustó? ¡Compártelo!