CRÓNICA DE UN PRESENTIMIENTO
Todos anhelamos algo
por Eugenia Galeano Inclán
 
 

La segunda obra que la agrupación Sa’as Tun presentó en el Festival Otras Latitudes representando a Yucatán, fue Crónica de un Presentimiento, también de la autoría y bajo la dirección de Conchi León.

A través de la primera obra “Mestiza Power” que presentó Sa’as Tun, se nos brindó la oportunidad de conocer el mundo cotidiano y regional de mujeres de Yucatán.  En cambio, en Crónica de un Presentimiento, el tema es más universal, pues no necesariamente tendría que ocurrir la historia en un determinado lugar.En Crónica de un Presentimiento se nos ubica en la playa del Puerto San Felipe.  El sonido de mar que se escucha queda de pronto opacado por la voz clara de un locutor de radio, quien se encuentra transmitiendo un programa llamado “El Rincón de las Olvidadas” y nos informa que ha transcurrido un año desde el paso del huracán Isidoro.  En primer plano, vemos a tres mujeres.
 

Una de ellas dice:  “si empezara a correr, mamá no podría sentirme … pre-sentirme”, en tanto que otra comenta: “bajo el agua transparente veo que estoy parada sobre un cocodrilo y más lejos, una sirena”.  La tercera pregunta: “¿a qué le tienes miedo”.   Así, comienzan a entrelazar sus parlamentos y sabremos que la sirena de voz hipnótica siempre dice sí, sí a todo y que una de ellas recuerda la falda a cuadros que vestía cuando se la robaron. 

 

El locutor habla sobre una mujer hermosa y alguna de las mujeres que es fiel seguidora de las telenovelas, se cuestiona “Si yo soy más joven que Angélica Aragón, ¿por qué no se me aparece alguien como Ari Telch?”, mientras otra asevera “las actrices lloriquean y siguen bellas. Yo me pongo fea cuando lloro”.  La tercera hace una reflexión “cuán parecida soy a mi mamá.  Mi mayor problema es evadir los presentimientos”.  Poco a poco habremos de ir conociendo la idiosincrasia de cada una de las tres mujeres y parte de sus vivencias y recuerdos.De pronto, el locutor de radio recibe una llamada de alguien que hace alusión a un hongo que cumple deseos y ofrece llevarle cuatro.  El locutor anuncia que la estación de radio regalará los cuatro hongos a las primeras personas que le llamen.   Las tres mujeres hacen las llamadas y reciben su hongo.  Supuestamente, los tres hongos son diferentes o, al menos, cada una lo ve de manera distinta.  Una de ellas hasta le pone nombre: “Lalito” y lo trata cual si fuera su bebé.  Otro es de color rojo y el tercero causa un poco de repulsión a su dueña.  De cualquier forma, estos hongos vienen a forjar la unión entre las tres mujeres, al encontrarse compartiendo un tema en común.  ¿Cuál será el deseo que pedirán a sus respectivos hongos?

 

 

Los diálogos se desarrollan en forma fluida y captan el interés total del espectador.  Excelente trabajo de dramaturgia y dirección por parte de Conchi León.Muy convincentes resultan las actuaciones por parte de Marilú Bolivar, Laura Zubieta y Conchi León, así como la de Pedro Sánchez quien da vida al locutor de radio.Muy atinado el diseño de escenografía e iluminación por parte del reconocido Arturo Nava.  La escenografía consta de un juego de grandes espejos que dan lucimiento al montaje y la playa se representa con arena sobre el piso del escenario.  A un lado, llama la atención la cabina de radio, cual si estuviera colocada en otra dimensión.Javier Tovar funge como productor.  Admirable es el trabajo tan homogéneo del grupo Sa’as tun.  Recomendamos ampliamente Crónica de un Presentimiento y nos gustaría ver más trabajos de la agrupación Sa’as Tun, por lo que sugerimos estar pendientes de las carteleras y, en cuanto vuelvan a presentarse en nuestra ciudad, acudan de inmediato al Teatro para ver otra conmovedora historia.

 
Fotos: Eugenia Galeano Inclán
Derechos reservados ©